EL ÁRBOL DE LA PLAZA DEL SOL – Sergio Paz Compañ

Publicado el 21 - octubre - 2020

____

  Pocas veces un incidente fortuito ha tenido tanta transcendencia en el devenir de nuestro paisaje urbano. El grandioso árbol que estaba situado al este de la plaza del Sol, junto al patio del colegio de Begoña, se desgarró por la mitad cual granada madura y no hubo más remedio que arrancarlo; había otro (no tan grande) próximo al mercado que desapareció al hacer el aparcamiento subterráneo. Se trataba de un ombú o bellasombra, árbol originario de la región sudamericana comprendida entre el nordeste argentina, Uruguay y sur de Brasil, y como su nombre indica se caracteriza por proyectar una gran y refrescante sombra bajo su copa. Como curiosidad podría decirse que es un árbol con una estructura que le asemeja más a una hierba gigante, lo cual ha creado controversia entre el mundo botánico. Sus caprichosas raíces sobresalen de la tierra de forma abultada y grotesca, y han servido de zona de juegos a cientos de niños que se acercaban por la plaza, y a buen seguro sintieron como perdían una parte de su historia.

   Este árbol mal herido fue reemplazado por varios ficus, olivos y palmeras restaurándose este espacio verde, espacio que iba recuperando poco a poco su fisionomía verde. Y así fue hasta que en 2019 y con la escusa que la falla de Plaza del Sol necesita espacio para ubicar el monumento conmemorativo de su 25 aniversario, el ayuntamiento decidió arrancarlo todo y echar grava, sin estudiar otras alternativas posibles, en un estúpido intento de enfrentar a la ciudadanía con el mundo fallero. Dado el revuelo que se armó, el gobierno municipal se comprometió a restaurar la zona verde una vez pasadas las fiestas josefinas. Pasado más año y medio nada se ha hecho, ni siquiera se han molestado en adecentar la zona durante los diversos periodos electorales que hemos tenido últimamente; debe ser que al electorado porteño se la puede dar con queso, ya que es fiel a «su partido» esté como esté el pueblo y hagan lo que hagan. Por cierto, la orden de eliminar este jardín la cursó la entonces Delegada responsable de la SAG Roser Maestro a petición de la Delegación de Fiestas. Y parece que este gran logro y alguno más le catapultó a lo más alto de la política nacional, y hoy su Señoría calienta asiento en el Congreso de los Diputados.

   Con que facilidad se hace política mediambientalista de salón, hablando de zonas protegidas, de reducción de emisiones contaminantes o de lucha contra la contaminación y cambio climático, y se olvida lo más cercano y cotidiano, lo que tenemos bajo la ventana de nuestra casa y puede hacer más agradable nuestro entorno inmediato. Y así vemos con tristeza como esta plaza, este espacio que fuera el centro histórico de El Puerto, donde se encuentra el olvidado monumento al trabajor, el hormigón le gana terreno al jardín, y se degrada década tras década, con actuaciones urbanístitas de dudosa necesidad y peor gusto.

   Son muchas las señales que muestra de El Puerto de abandono, suciedad, degradación y desprecio por nuestro Patrimonio, y esta plaza del Sol es un buen ejemplo de todo ello.

 

Sergio Paz Compañ

Vicepresidente de Iniciativa Porteña

 

Deja un comentario




BOLETÍN INFORMATIVO INICIATIVA PORTEÑA: NOVIEMBRE 2020

                                           

[Ver más publicaciones]

  • Facebook

  • ¡Síguenos en Twitter!

  • Calendario

    octubre 2020
    L M X J V S D
    « Sep   Nov »
     1234
    567891011
    12131415161718
    19202122232425
    262728293031